Papanicolaou

Papanicolaou En Guadalajara

La prueba de Papanicolaou, también denominada citología vaginal, es la prueba más frecuente de detección para el cáncer de cuello uterino en las mujeres que no tienen síntomas de cáncer. Por lo general, se realiza durante el control ginecológico de una mujer.

La prueba de Papanicolaou consiste en recolectar una muestra de células del cuello del útero, que es la parte del útero que se abre a la vagina. La muestra se coloca en una placa de vidrio y se envía a un laboratorio para que sea examinada en un microscopio por un patólogo. Un patólogo es un médico que se especializa en interpretar análisis de laboratorio y evaluar células, tejidos y órganos para diagnosticar enfermedades. El patólogo puede identificar células anormales, que pueden ser precancerosas o cancerosas, pero, más a menudo, son cambios celulares precancerosos que pueden tratarse, más que el cáncer de cuello uterino.

Algunas de las células extraídas del cuello del útero durante la prueba de Papanicolaou además pueden examinarse para detectar el virus del papiloma humano, también denominado VPH. La infección por VPH es un factor de riesgo de cáncer de cuello uterino. El HPV se transmite mayormente de una persona a otra durante las relaciones sexuales. Hay diferentes tipos, o cepas, de VPH, y algunas cepas se vinculan más estrechamente con ciertos tipos de cáncer. Un médico puede realizar una prueba de HPV al mismo tiempo que la prueba de Papanicolaou o después que los resultados de la prueba de Papanicolaou muestren cambios anormales en el cuello del útero. Obtenga más información sobre el VPH y el cáncer (en inglés).

Con qué frecuencia debe realizarse una prueba de Papanicolaou depende de su edad, los resultados de pruebas anteriores y otros factores. Conozca más sobre las pautas de detección del cáncer de cuello uterino.